Pensar la mediación

Hacer mundos: prácticas de mediación en la sociedad-red

Mesas de debate organizadas por Medialab-Prado, en colaboración con Amador Fernández-Savater.

4, 11 y 25 de noviembre; 16 de diciembre; más en enero-febrero. La asistencia es libre, te agradecemos que nos envíes tu nombre, email y breve exposición de motivación y expectativas a mediacion[arroba]medialab-prado.es. Disponemos también de una lista de correo a la que te puedes suscribir para estar al tanto de novedades en el programa y participar de la discusión online.

Presentación, por Amador Fernández-Savater

Periódicos, partidos políticos, museos… Lo vemos todos los días y ya es hasta un lugar común: los intermediarios clásicos están en crisis. Hoy lo lejano se ha vuelto cercano, se queman distancias que fundaban jerarquías, muchos pueden hacer lo que antes era monopolio de unos pocos. Por todas partes crece la sensación de que hay un desacople esencial entre las formas de vida y las instituciones que organizan la vida colectiva. Se trata de un fenómeno complejo, en el cruce de distintos desplazamientos y transformaciones: la irrupción de la Red, la hegemonía del mercado o las nuevas prácticas de autoorganización social. Pero en absoluto marginal. Sólo como dato: el 73% de los españoles afirma en una encuesta reciente estar de acuerdo con el movimiento 15-M cuyos eslóganes centrales son “no nos representan” y “lo llaman democracia y no lo es”.

Enciclopedias colaborativas, asambleas y acampadas, instituciones experimentales y abiertas… Nuevos espacios e instituciones piensan y ensayan otros modos de gestionar los bienes y los recursos, producir y distribuir los saberes, tomar la palabra y las decisiones, organizar la misma vida en común. Pero los problemas recién empiezan. La misma multiplicidad (de voces, de sujetos, de temas) que ha hecho estallar los viejos modelos verticales abriendo así lo posible puede expresarse también como fragmentación e inestabilidad, interferencia entre distintos lenguajes, choque y hostilidad. Esa ambivalencia está en el corazón de nuestra experiencia del presente.

Por tanto se abre lo posible, se dan nuevas condiciones para experimentar otras formas de estar juntos y hacer cosas juntos. Pero al mismo tiempo nada está dado y cualquier cosa hay que reinventarla una y otra vez. Vemos agrietarse muchos de los intermediarios que dividen y despotencian lo representado. Pero de ahí no se generan automáticamente mundos habitables y participables, abiertos e incluyentes, de todos y de nadie. La mediación, como práctica (horizontal) de acogida y conexión, acompañamiento y facilitación, escucha y traducción, producción de sentido y convivencia, se vuelve hoy un desafío que nos requiere con muchísima urgencia.

Algunas referencias:

Un resumen de Estéticas de la emergencia de Reinaldo Laddaga

Anotaciones sobre mediación (Amador Fernández-Savater)

Be Sociable, Share!

Categorised as: Presentación


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *